cuida de tus ojos

Los ojos son el espejo del alma

Sí, hay que cuidar de nuestros ojos. 

Porque nos ayudan a ver  paisajes, colores, lo que nos rodea y también … sirven para nuestro trabajo. Pero, Alessia, ¿cómo puedo hacerlo si estoy pegad@ 10 horas a la pantalla? ¡Se me van a fundir sí o sí antes de los 50! Según los expertos en salud visual se aconseja descansar cada 20 minutos, enfocar lejos y cerca y parpadear 3 veces en cada enfoque.

Así que aquí viene la parte friki, la que me gusta más: hablarte del filtro de luz azul. Antes hay que saber qué es la luz azul y porqué es tan dañina para nuestros ojos y nuestra mente.

 

¿Qué es la luz azul y porqué es tan fastidiosa?

La luz azul es como Dios, está por todos los lados, hasta en la luz solar. Tiene  beneficios si se trata de exponernos durante el día. Se convierte en un problema  cuando estamos sobrexpuestos a ella por abusar de las pantallas niveles «yonqui», sobre todo en horas nocturnas. ¿Qué ocurre? Que el cerebro piensa que es de día, no produce melatonina, y mandas a freír espárragos tu ritmo circadiano (ciclo de sueño). Y aquí entramos en el bucle: 

Lo que produce este bucle infernal es el llamado «síndrome del vigilante nocturno». Pero no va solo. Va bien acompañado por el «síndrome de visión del informático» causado por la exposición prolongada de la pantalla del ordenador. Genera picor de ojos, irritación ocular, vista cansada hasta miopía o astigmatismo. 

 

Llega el superhéroe, la salvación para tus ojos: las gafas de filtro azul

Este estudio ha demostrado que el uso de un filtro azul a un grupo de adolescentes  llegaron a tener los ojos menos cansados respecto al grupo que no lo usaron